Encuestas en alza. Crónica de una semana de hiperacción en el gobierno que vaticina cambios